Quienes Somos en la Agencia Havaning

¡Hola viajeros!

Somos Yanet y Gil, una pareja de cubanos enamorados de La Habana y queremos transmitirte al menos un poquito de nuestra pasión por Cuba. Que conozcas de primera mano su encanto y descubras por qué es un destino al que siempre estamos deseando volver.

Yo, rusa de nacimiento, habanera de corazón y madrileña de adopción. Los recuerdos más bonitos que conservo de mi infancia los viví entre Topes de Collantes, en las montañas de Sancti Spiritus y Encrucijada, un pequeño pueblo de Villa Clara. En esa etapa se vivió un momento muy difícil en Cuba, el llamado Período Especial, sin embargo siendo una niña no me percataba de las penurias y me divertía bañándome en los aguaceros, embarrándome hasta el pelo comiendo mangos debajo de las matas, yendo al río todas las tardes con mis primos, haciendo figuras de animales a la sombra del quinqué durante los apagones y leyendo durante horas en la biblioteca local cuentos rusos sobre zares y zarinas.

A los 8 años regresé a La Habana. Y otra vez entre dos lugares muy distintos crecí: mi casa de Lunes a Viernes era en el centro del Vedado, al lado de la calle 23. En el séptimo piso de un edificio de construcción capitalista y con un balcón enorme con vista al mar y a la Plaza de La Revolución que era la envidia de todos los vecinos. Los fines de semana vivía con mi padre en La Güinera, probablemente el barrio más marginal de la ciudad y que nunca encontrarás en ninguna guía turística, muy cerquita del Parque Lenin en el municipio Arroyo Naranjo.

Llegué a Madrid con 21 años y desde entonces vivo aquí, encantada de la vida porque esta ciudad es fascinante. Sin embargo la “tierra tira”, y de alguna manera conseguí escaparme a Cuba al menos durante un mes cada año. En una de esas vacaciones de verano conocí a Gil en La Habana. Gracias a nuestra afición común por la fotografía pasamos mucho tiempo juntos durante ese viaje y al poco tiempo surgió el amor.

Acompañados solo por nuestras cámaras recorrimos Cuba en busca de paisajes que nos quitaran el aliento, de los atardeceres más impresionantes, de pueblitos humildes y playas infinitas. Los encontramos. Todos.

Cada uno de esos lugares marcó una parte de nuestra personalidad y nuestro carácter y estamos seguros de que te pasará lo mismo en tu viaje con los lugares que visites. Cada uno tiene su encanto, un Je ne seis quoi que lo hace especial. Pero incluso más que el lugar, son las personas las que hacen que un sitio marque la diferencia ya que te hacen vivir experiencias únicas. Las aventuras e historias que experimentas con las personas que te acompañan en tu viaje, y con aquellas que te encuentras por el camino, son los recuerdos que te llevarás y lo que realmente perdura.

Cuba es un país encantador que tienes que vivir. Incluso si tu visita es de pocos días experimentarás esa montaña rusa de emociones desatada por el propio carisma del cubano, su hospitalidad y como no, su parsimonia. Unas veces estarás pletórico, otras frustrado, otras enamorado. Pero te aseguro que siempre, siempre, siempre, merece la pena.

Yanet Sarmiento
Co-Owner